<
>

El Barcelona llega a un acuerdo con Griezmann

play
Diego Simeone sobre Antoine Griezmann: 'Yo nunca cierro las puertas a nadie' (1:07)

El técnico del Atlético Madrid aseguró que no pondrá trabas a quien se quiera marchar del equipo. El francés ha sido relacionado con el Barcelona y parece inminente su salida del equipo colchonero. (1:07)

BARCELONA -- Antoine Griezmann jugaría la temporada 2018-19 en el FC Barcelona, que tiene un principio de acuerdo con el jugador francés del Atlético de Madrid a la espera de concretar con el club colchonero un acuerdo que evitase el pago de la cláusula de rescisión, cifrada para el verano de 2018 en 100 millones de euros.

El fichaje de Griezmann por el Barça tiene el apoyo explícito de Ernesto Valverde, quien de acuerdo con Roberto Fernández que considera que en la plantilla no existe un jugador de las características del colchonero, excepcional para jugar por detrás de un delantero como Luis Suárez, acompañante perfecto en línea con Leo Messi y que asegura unos 20 goles por temporada que serían muy bienvenidos.

“Si un día viene y me dice que quiere marcharse, no le pondré ningún problema”, solventó Diego Simeone, entrenador del Atlético y que ofreció una nueva pista, que se sumó a una información del diario The Independent, respecto a las opciones de futuro de su futbolista. El Manchester United, de acuerdo a lo publicado por el medio británico, habría empezado a buscar otro futbolista similar a Griezmann después de averiguar que el colchonero habría alcanzado un pacto con el Barça de cara al próximo ejercicio.

Desde el Camp Nou se mantiene un mutismo absoluto respecto a los planes de futuro, si bien no se niega que el ‘7’ del Atlético hace tiempo está entre los futbolistas mejor valorados por la secretaría técnica. Para hacer aún más probable la operación, una fuente cercana al club de la capital admitió que Enrique Cerezo ya conocería las intenciones de Griezmann y que estaría dispuesto a estudiar, con el beneplácito de Simeone, una posible entente con el Barcelona.

Aunque el Barça está en disposición de pagar los 100 millones que especifica la cláusula de rescisión del jugador, los dos clubs podrían estudiar un acuerdo en el que se incluyera el pase de algún futbolista culé al Atlético, siempre que entrase en los esquemas de Simeone. Y en este sentido, además de Rafinha, cuyo nombre ya se especuló en tiempos pasados, también se podrían apuntar a Aleix Vidal o Arnaiz, cuyo papel en el Barcelona B es tan destacable como dudosa se contempla su inclusión en el primer equipo.